de 476
Caso 404

Trabajo como profesor de bachillerato. Estoy enamorado de una de mis estudiantes, y ella está enamorada de mí. El hecho es que sus padres no aprueban nuestra relación, que apenas está empezando.

Hace una semana que la madre de mi novia no la deja comunicarse conmigo, y ya no la he visto en el colegio. Necesito hablar con mi novia. ¡Me hace mucha falta! He pensado hasta en quitarme la vida, porque ya no sé qué hacer.

Consejo

Estimado amigo:

Le instamos a que consulte con su médico de inmediato. No es normal pensar en la posibilidad del suicidio. Esos pensamientos pudieran ser indicio de que usted está sufriendo una depresión clínica, o que padece de un desequilibrio de las sustancias químicas en el cerebro.

Lo que sí es completamente normal es que los adultos y los adolescentes se entristezcan cuando fracasa una relación romántica, así que su tristeza es comprensible. Pero nunca es normal que una persona contemple el suicidio como una solución. Si disfrutamos de buena salud emocional, comprendemos que la mayoría de las personas en las culturas occidentales tienen unas cuantas o hasta muchas relaciones románticas antes de decidirse por su cónyuge. Durante ese lapso de tiempo, aprendemos acerca de nosotros mismos y de nuestros gustos. No hay modo de saber con certeza todo lo que consideramos importante en el carácter, la personalidad y los valores de un futuro cónyuge hasta haber experimentado tales relaciones. (Sin embargo, ese tiempo de “prueba y error” es la razón por la que la Biblia enseña que no debemos tener relaciones sexuales antes de casarnos. Dios sabe que el acto sexual libera sustancias químicas en el cerebro que tienen la capacidad de imitar el amor verdadero y así lograr que aceptemos a un cónyuge que no da la talla de lo que de veras queremos.)

Usted se refirió a un colegio y no a una universidad, así que vamos a dar por sentado que el bachillerato en su país es la escuela secundaria, a la que asisten adolescentes, y no el primer nivel de estudios universitarios. En ese caso, usted es un profesor adulto y su novia aún es una adolescente que depende de sus padres. No sabemos cuántos años de diferencia hay entre los dos, pero es probable que debido a la edad de ella ustedes sean incompatibles. Los estudios científicos demuestran que el cerebro de la mayoría de los adolescentes no se desarrolla a cabalidad sino hasta cumplir los veinte años o hasta algunos años más. De modo que es probable que esta jovencita, a la que usted llama su novia, tenga un cerebro que no se ha desarrollado lo suficiente como para tomar decisiones acertadas.

Si de veras la ama, deje de pretenderla por ahora. El amor verdadero es capaz de esperar hasta que ella cumpla al menos los veinte años. Entonces podrá tratar de retomar la relación que tenía con ella. Mientras tanto, concéntrese en su propia salud emocional. Busque consejería en grupo o individual a fin de descubrir por qué se siente atraído por una mujer tan joven en vez de una más compatible con su propia  edad. Es probable que usted se sienta inseguro o inferior a otros, y que esos sentimientos estén afectando su salud emocional.

Dios lo ama tal y como es usted. Él comprende la situación por la que está pasando. Al orar, cuéntele acerca de esos sentimientos y pídale que lo ayude, lo fortalezca y le dé sabiduría.

Le deseamos lo mejor,

Linda

Información en este sitio